“Es que a mi no me gusta La Naranja Mecánica”

A clockwork orange set

“Es que a mi no me gusta La Naranja Mecánica” replicó un amigo cuando lo invité al TIFF Bell Lightbox a ver la exposición en homenaje al director Stanley Kubrick. Es fácil caer en la tentación de encasillar a un artista por el placer o disgusto que nos causó una sola de sus obras y así negarnos la oportunidad de conocer todo lo que éste nos puede ofrecer. Kubrick y su polémica (¿incomprendida?) “Naranja Mecánica” (A Clockwork Orange, 1971) parecen ser un lamentable ejemplo de este tipo de prejuicio. Si es tu caso, regálate una visita a Stanley Kubrick, The Exhibition & Film Series en el TIFF Bell Lightbox y atrévete a conocer de cerca la vida privada y profesional de uno de los más creativos, innovadores e influyentes artistas del siglo XX; al final del recorrido comprenderás por qué sus largometrajes rompieron fronteras, cubriendo una amplia gama de géneros y son, hoy en día, hitos de la historia del cine.

El diseño de la exposición recrea cada una de las películas mediante decorados, utilería original (que han hecho las delicias de los fanáticos), vestuarios, maquetas, fotografías, proyecciones; fue organizada cronológicamente cubriendo sus 48 años de carrera, comenzando por “The Killing” (1957) y terminando en “Eyes Wide Shut” (1999), logrando de esta manera -al menos para mí- hacernos sentir que somos parte de ellas.

Sue Lyon (Lolita-1962) en un Fotograma de la controversial adaptación de la novela de  Vladimir Novokov "Lolita".

Sue Lyon (Lolita-1962) en un Fotograma de la controversial adaptación de la novela de Vladimir Novokov “Lolita”.

Diseño  original de Kenneth Adam del Cuarto de Guerra , el principal sert de ‘Dr Strangelove or: How I Learned to Stop Worrying and Love the Bomb.1964

Diseño original de Kenneth Adam del Cuarto de Guerra, el principal set de ‘Dr Strangelove or: How I Learned to Stop Worrying and Love the Bomb, 1964.

Vestuario de Eyes Wide Shut, 1999

Eyes Wide Shut, 1999

A medida que visitamos su obra, descubrimos también al hombre detrás del mito a través de cartas, telegramas, notas y sus anotaciones sobre guiones, “story boards”, bocetos, diseños de escenografía, vestuarios y decorados, hasta propuestas de tipografía y afiches publicitarios, que acompañan cada sección -película- de la muestra. Al final de nuestro recorrido, nos queda claro que Kubrick fue un artista integral y como tal, un meticuloso perfeccionista, obsesivo y controlador, que ejercía diversos roles aparte de director, productor, guionista, director de fotografía, operador de cámara, editor, diseñador de efectos visuales, director de sonido y hasta asesor de iluminación y de diseño publicitario de sus propias películas.

2001 : Odisea del Espacio 1968

            2001 : A Space Odyssey, 1968

Esta muestra también pone en relieve la originalidad, importancia y calidad de la fotografía en toda la filmografía de Kubrick; de hecho, la maravillosa fotografía en blanco y negro de Path of Glory, Lolita y Dr. Strangelove or How I Learn  to Stop Worrying and Love the bomb, me hicieron su admiradora desde mis inicios como fotógrafa. La exposición incluye muestras del trabajo de Kubrick como reportero gráfico a finales de los años 40 en NY , sus cámaras, lentes y detalles de sus proyectos inacabados.

Exposición de sobre el trabajo de Kubrick como reportero gráfico para la revista Look 1945-1950.

Kubrick  fue uno de los reporteros gráficos más jóvenes en trabajar para una revista importante en Nueva York (Look 1945-1950).

Anímate y regálate un ticket combinado para una visita guiada y la proyección de alguna de las películas de la retrospectiva titulada “Kubrick a Cinematic Odyssey” que complementa la extraordinaria muestra que en pocos días se despedirá de Toronto para seguir deleitando los fanáticos de Kubrick y del cine  en otras tierras.

2014-12-06 20.21.25

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Pin on Pinterest0Share on LinkedIn0Email this to someone